Lo que debes saber sobre la limpieza dental.

Uno de los tratamientos que con más frecuencia realizamos en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) es la limpieza dental.

Aunque es raro que no te hayas sometido nunca a ninguna, debes saber que una limpieza dental, consiste en eliminar la placa y el sarro que se acumula en los dientes durante un periodo de tiempo.

 

La placa se forma debido a los restos de comida y a la aparición de bacterias, que acaban situándose en los bordes de las encías, llegándose a acumular. Y el sarro, es cuando esa placa dental se solidifica y no se puede eliminar con el cepillado, una vez que ya se ha formado.

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te recomendamos que lleves a cabo una buena higiene bucal diaria, para que esa placa se elimine y no se llegue a acumular.

Es verdad, que en determinadas ocasiones, hay personas que generan sarro, incluso teniendo una buena higiene y eso se debe muchas veces a la composición de la saliva.

  • La limpieza dental, se realiza con un aparato de ultrasonidos con punta fina, que emite una vibración al entrar en contacto con la superficie del diente. Con esta vibración, las placas de sarro empiezan a desprenderse del diente, eliminando a su vez otras manchas que puedas tener, ya sea por tabaco, café u otras sustancias.

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid)  te contamos que, además de este aparato también usaremos uno con aire a presión que se encarga de arrastrar cualquier resto que se desprende del diente, pasando a ser absorbido por el aspirador bucal.

 

Una vez que ya se han limpiado todos los dientes, procederemos a cepillarlos con un cepillo con un cabezal especial que junto con una pasta, nos servirá para pulir la superficie y dejar los dientes totalmente limpios y pulidos.

Pero, ¿cuándo es necesario hacerse una limpieza dental?

Por lo general, en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), aconsejamos realizarse una vez al año.

Se da el caso que hay pacientes que no lo necesitan, porque su higiene es muy buena y no se le forma sarro, del mismo modo, hay personas que necesitarán hacerse más de una, pero eso sí, en el momento que notes que en tus dientes se están acumulando placa, es recomendable que nos visites y podamos actuar sobre ella. Pero no debes preocuparte, no es ningún problema grave que tengas que hacerte dos al año, pero si no es totalmente necesario, descartaremos hacerla, ya que el aparato de ultrasonido, al vibrar, puede producir que el esmalte del diente sufra alguna microrrotura y tenga una mayor porosidad, haciendo que sea más probable la formación de manchas.

No debes confundirte y pensar que, con una limpieza dental, tus dientes saldrán más blancos, porque no es así, los tendrás mucho más limpios, pero el color será el mismo, no variará, para eso, te recomendamos hacerte un blanqueamiento dental.

 

Por tanto, ven a CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), llevaremos a cabo un seguimiento de tu boca y te realizaremos una limpieza dental, cuando lo consideremos necesario. Te esperamos.

Cómo conseguir que te dure más un blanqueamiento dental.

Con el paso de los años, es muy común que los dientes acaben oscureciéndose. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) sabemos que además de los años, los hábitos de higiene y alimenticios determinarán que este proceso se acelere.

 

Es por ello, que cada vez más pacientes nos preguntan por el blanqueamiento dental, viendo en él una opción bastante efectiva a nivel estético.

Se trata de un tratamiento que realizamos en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) con el que conseguimos aclarar varios tonos el color de los dientes, dejándolos más blancos y brillantes, cambiando por completo su aspecto. A esto, hay que añadir que los resultados obtenidos son visibles y en muy poco tiempo.

Una vez que los pacientes se deciden, las preguntas más habituales tienen que ver sobre cada cuánto hay que hacerse un nuevo blanqueamiento o de su duración. Esto dependerá del tipo de blanqueamiento y de cada persona.

En principio, el blanqueamiento dental que llevamos a cabo en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) está pensado para durar muchos años, en algunas ocasiones no habrá necesidad de que tengas que someterte al mismo tratamiento de nuevo.

Lo mejor para que un blanqueamiento dental sea efectivo y duradero, es llevar a cabo unos mantenimientos y unas pautas. Evidentemente, una vez se ha realizado un blanqueamiento, los dientes estarán más blancos que al principio del tratamiento, por lo que es conveniente hacer caso a estas pautas para alargar su duración.

 

-La higiene diaria. Sin duda, es uno de los motivos más importantes a tener en cuenta, ya no solo por el blanqueamiento, sino para mantener la salud bucodental en general.

-Otro aspecto es cuidar la alimentación. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STMen Brunete (Madrid) sabemos que hay determinados alimentos y bebidas que afectan directamente al esmalte de los dientes, lo que hará que el efecto del blanqueamiento desaparezca más rápidamente. Algunos de estos alimentos y bebidas son, los frutos rojos, el vino tinto, té, café, colorantes…

-Lo siguiente es el tabaco. No solo por ser perjudicial para todo el organismo, sino que en lo que a dientes nos referimos, provoca manchas que perjudicará al blanco que has conseguido en tus dientes. Por lo tanto, te aconsejamos que en la medida de lo posible, elimines este hábito o como mínimo, lo reduzcas.

-Llevar a cabo un seguimiento periódico con el que ver la evolución del tratamiento, por si es recomendable realizar algún mantenimiento que asegure el color y el brillo por más tiempo.

-Y por último, aunque sea una vez al año, someterse a una higiene dental profesional, donde hacer una limpieza profunda para eliminar la posible placa acumulada y dejar paso de nuevo al blanco de los dientes.

 

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) recomendamos seguir estas pautas, que harán que el blanqueamiento que te hemos conseguido, sea más efectivo y duradero. Cualquier duda al respecto, nuestros profesionales estarán encantados de atenderte. Te esperamos.

 

La repercusión del tabaco en la salud dental.

Que el tabaco es malo para la salud en general es más que evidente, ya que su consumo está directamente asociado con el cáncer de pulmón, además de provocar enfermedades pulmonares, cardiovasculares e incluso afecta al estado de la piel. Pero desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) queremos resaltar que también está contraindicado por las consecuencias que tiene en la salud dental.

 

Por si todavía no sabes los efectos que acarrea el consumo de tabaco sobre tu salud bucodental, sigue leyendo este artículo y descubrirás por qué en CENTRO ODONTOLÓGICO STM desaconsejamos este hábito tan nocivo.

Empezaremos por la que a priori es más leve y tiene fácil solución, nos referimos a las tinciones dentales, es decir, las manchas que el tabaco provoca en los dientes.

Estas manchas no tienen mayores consecuencias, ya que como hemos dicho se pueden eliminar con cepillo y pasta de pulir o un aeropulidor de bicarbonato. No quiere decir que el tabaco cambie el color de los dientes, eso depende de la dentina, que es el tejido interior del diente, lo que realmente ocurre es que el tabaco mancha el diente y puede cambiar su color, pero del esmalte, no de la base del diente. A parte, también puede cambiar la tinción de la encía, pasando de su color rosado a uno marrón, lo que se conoce como melanosis gingival.

Ahora pasamos a la halitosis. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te contamos que el consumo de tabaco produce mal aliento por su composición y el propio humo, provocando además sequedad bucal que aumenta el riesgo de caries. Aunque es una consecuencia leve, es algo desagradable.

 

Pasamos ahora a algunas más graves y serias, como puede ser la periodontitis.

Esto es la destrucción de los tejidos que rodean el diente, encías y hueso. Prácticamente el 40% de las enfermedades periodontales se producen en personas fumadoras.

Esto puede producir la pérdida de hueso e incluso la movilidad y pérdida del diente.

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te contamos también que afectan gravemente a los implantes dentales, ya que si se fuma en grandes proporciones, con el paso de los años, puede producir que el tejido que rodea al implante se inflame, dando lugar a la pérdida del implante.

Y por último y más grave de todos, es la probabilidad a sufrir cáncer oral. Como sabemos, el tabaco ya es un factor clave en la aparición de cáncer en general, pero en la boca también puede desarrollarse, como es el caso del cáncer de lengua o del suelo de la boca.

 

En resumen, el tabaco es un hábito perjudicial y que en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) recomendamos dejarlo o mejor aún, no empezar, para así evitar sus terribles consecuencias no solo bucodentales, sino para la salud en general.

 

¿Afecta el estrés a tu salud bucodental?

Lo más posible es que alguna vez hayas pasado por un estado nervioso o de mucha tensión y hayas notado que apretabas tu dentadura más de la cuenta. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te indicamos que esa es una de las características más significativas del estrés, por lo que podemos afirmar que afecta directamente a tu salud bucodental.

 

Es evidente que la situación por la que estamos pasando, desde exceso de trabajo por parte de determinados sectores de la sociedad, como todo lo contrario, la falta de un empleo, unido a una inestabilidad económica en el núcleo familiar, hace que quien más o quien menos, atraviese en algún momento, por un periodo de estrés. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) creemos en la importancia de saber canalizar ese estrés y aprender a controlarlo, para así combatirlo por el bien de nuestra mente, nuestro cuerpo y por lo tanto que no afecte a tu salud bucodental.

Sabemos de la dificultad que ello conlleva, puesto que vivimos demasiado deprisa, con todos los compromisos y obligaciones diarias, que hace que apretemos los dientes más de una vez al día.

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM somos conscientes de todo lo que conlleva el estrés y una de los síntomas que en mayor medida se manifiesta, es que trastorna la salud bucodental de nuestros pacientes, ya que el ritmo frenético nos obliga a modificar hábitos, desde alimentarios, descuidando la ingesta de alimentos saludables, hasta de higiene, ya que ocurre muchas veces que no nos cepillamos los dientes, porque siempre vamos corriendo de aquí para allá.

 

Estos síntomas, pueden provocar la aparición de enfermedades periodontales, como la gingivitis y la aparición y el aumento de bacterias en la boca.

Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te contamos que la gingivitis es la enfermedad más sintomática de un estado de estrés, pues viene ocasionada por un mayor consumo de alimentos con alto contenido de azúcares fuera de horario. Esto puede derivar en la inflamación de las encías, que en un estado avanzado de la enfermedad conduce a otros problemas como la pérdida de hueso alveolar y adherencia.

Pero no es la única manera que tiene nuestro cuerpo de avisarnos de que sufrimos estrés a través de nuestra boca.

Están los siguientes síntomas:

-Xerostomía: que es el síndrome de la boca seca. Un estado de estrés puede provocar sensación constante de sequedad bucal, y que hace perder las propiedades protectoras que tiene la saliva.

-Bruxismo: este síntoma es el más claro, ya que al estar en tensión presionamos la mandíbula, provocando que los dientes se desgasten, dañando también los músculos que mueven los maxilares. Notarás ese dolor especialmente al despertar cada mañana.

-Aftas: cuando aparecen estas pequeñas llagas, es un claro síntoma de que sufrimos estrés y que nuestra alimentación está viéndose afectada por ello.

-Herpes labial: nuestro cuerpo es sabio y lo libera cuando siente que estás sufriendo estrés, fatiga o dolor emocional.

 

Por tanto, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te aconsejamos que prestes atención a tu boca, ya que te va a indicar si estás atravesando por un periodo de estrés y los problemas que ello te puede traer. Visítanos ante el más mínimo síntoma de estrés.

¿Cuándo empezar con la ortodoncia infantil?

Una de las dudas más frecuentes a la que en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) más nos enfrentamos por parte de los padres, es saber cuándo es el momento de empezar con la ortodoncia infantil.

 

La ortodoncia es la especialidad que se encarga de normalizar los dientes ya sea por su posición, forma y función, corrigiendo aquellos defectos que puedan aparecer dentro de la estructura maxilofacial, y además prevenirlos para que no ocurran en un futuro, ya que desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) consideramos muy importante atajar el problema cuanto antes mejor.

Por tanto, la ortodoncia en edad infantil, evitará problemas en edad adolescente y adulta derivados de una malformación dental. ¿Entonces, cuándo es recomendable empezar con la ortodoncia infantil?

Hay que tener en cuenta que los niños tienen diferentes ritmos de crecimiento y cada uno lo hace de una manera, y esto también ocurre en la aparición de sus dientes y la formación de su boca, que, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) podemos casi asegurar, que no va a ser perfecta de manera natural, puesto que estadísticamente una mínima parte de la población presenta un alineamiento dental perfecto sin haber pasado antes por una corrección.

El primer momento para empezar con la ortodoncia infantil podría llevarse a cabo a la edad de los 7 u 8 años, que es cuando aconsejamos que los niños comiencen con al menos una visita anual al dentista infantil sin que esta motive ningún trauma, solo por revisión.

A esta edad, aparecen generalmente los primeros molares y los dientes incisivos superiores e inferiores ya son los definitivos, y esto ya permite hacer un diagnóstico fiable sobre el crecimiento de las piezas dentales.

Aun así, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM te contamos que puede ser posible que, incluso a los 4 años, ya se le puedan detectar un mal alineamiento de los dientes si desde su nacimiento ha abusado de malos hábitos, ya sea chuparse demasiado el dedo pulgar o a un excesivo uso del chupete, cosa que recomendamos no extenderlo más de los 2 años.

Aunque el momento de ponerse un aparato dental no sea hasta por lo menos los 7 u 8 años y una ortodoncia infantil sea a partir de los 11 y 12, lo que sí es importante es realizar un seguimiento de la boca de un niño desde que es un bebé con la irrupción de su primer diente. Con esta atención temprana, nuestros profesionales podrán detectar y prevenir problemas futuros incluso aún en su edad infantil.

Pero, lo ideal de hacer una ortodoncia infantil en estas edades, entre los 7 y 12 años, porque en una boca aún en formación el tratamiento es mucho más efectivo que en una boca adulta.

Una vez diagnosticado, escogeremos el aparato dental que mejor convenga al tratamiento del niño y su duración, ya sea con aparatos fijos, como son los brackets de toda la vida o lo removibles, que son de poner y sacar y que corrigen sobre todo problemas de mordida.

 

Por tanto, puedes traernos a tu hijo/a y en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) realizaremos un seguimiento desde pequeño, para llevar un mejor control del desarrollo de su boca.

Cómo debes cuidar tu higiene bucal y tu cepillo de dientes para evitar contagios.

Aunque siempre es bueno que tomes medidas higiénicas tanto en tu higiene bucodental, como con tu cepillo de dientes, en los tiempos por los que estamos atravesando actualmente, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), hacemos más hincapié en el cuidado de estos dos aspectos. Y es que, toda precaución es poca, para evitar así, cualquier tipo de contagio, no solo en lo referente al coronavirus.

 

Por eso, en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), recomendamos a todos nuestros pacientes, una serie de pautas a seguir, para prevenir al máximo, la posibilidad de coger cualquier contagio.

-Lo primero que hay que hacer, es lavarse muy bien las manos.

Esta acción, ya ha sido recomendada por los organismos sanitarios y es de gran importancia que se ejecute de forma correcta. Todos sabemos como lavarnos las manos profundamente, por eso, es primordial hacerlo, antes de coger tu cepillo de dientes.

-Después, procederemos a cepillarnos los dientes.

Eso es algo que no debe cambiar nunca. El hábito de un buen cepillado, debe perdurar siempre, no solo por motivos de contagio. Este hábito, consiste en cepillarte los dientes, mínimo dos veces al día, durante dos minutos. Además, por la noche, en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), aconsejamos utilizar los cepillos interdentales o la seda dental, para una limpieza más profunda y que dure toda la noche.

 

-Acabado el cepillado, se tiene que limpiar a fondo el cepillo de dientes. Para ello, utilizaremos bastante agua para que no quede ningún resto, ni residual ni de pasta entre las cerdas del cepillo.

No hay que olvidar que el cepillo, puede ser una fuente de bacterias, por lo que su limpieza es muy importante.

-Durante lo que vamos a convivir con el coronavirus, en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), te contamos que sería recomendable desinfectar el cepillo de dientes. Una buena forma de hacerlo en casa, es utilizar agua oxigenada diluida con agua al 1%. Se sumerge el cabezal en la mezcla durante 1 minuto.

-No hay que olvidar secar muy bien el cepillo. Si quedara húmedo, favorecería la aparición de bacterias y hongos. Se sacudirá bien para expulsar toda el agua posible y después, se dejará con el cabezal hacia arriba, para que el agua restante, caiga hacia el mango.

-Por último, conviene tener en cuenta otros aspectos importantes:

  • No dejar el cepillo al aire, mejor tapado.
  • Evitar que esté cerca del váter ni del lavabo, porque hay muchas bacterias y virus en ellos, cada vez que los usamos. Es preferible, guardarlos en un armario.
  • No cometer el error de guardar todos los cepillos juntos. De esta forma, entrarán en contacto y los cabezales rozarán, contagiándose entre ellos.
  • Evidentemente, no hay que compartir el cepillo con otra persona.
  • Una vez hemos manipulado el cepillo, hay que volver a lavarse las manos, para que todo esté limpio por si nos tocamos la cara o la nariz.
  • Desechar el cepillo de dientes, cada poco tiempo, para eliminar la posibilidad de aparición de cualquier virus.

 

 

 

Como puedes ver, una buena higiene y un buen cuidado del cepillo de dientes, va a resultar primordial a la hora de evitar cualquier tipo de contagio. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), te aconsejamos seguir los consejos que te hemos dado. Nosotros seguiremos tomando todas las medidas oportunas para garantizar tu asistencia a la clínica. Te esperamos.

Todo lo que debes saber sobre la alveolitis.

Lo más probable es que la hayas padecido alguna vez, pero quizás no sepas qué es lo que te ha sucedido. Pues bien, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), vamos a explicarte todo lo que debes saber sobre la alveolitis, para que conozcas todo lo necesario sobre esta complicación común, que aparece tras una extracción dental.

 

Lo primero de todo, es conocer qué es la alveolitis.

Un alvéolo dental, es ese hueco que se crea en el hueso dónde se alojaba un diente, después de su extracción.

Es común que, una vez que se ha producido la extracción de la pieza dental, sobre todo en las muelas del juicio, aparezca lo que se conoce como alveolitis dental. No es más que una infección o complicación que puede generarse, normalmente entre las 24 horas y los 5 días posterior a la extracción. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), te contamos que la suelen padecer en torno al 4% de los pacientes tratados, pero que no reviste gravedad, ya que desaparece al poco tiempo.

Esto pasa, porque al extraer la pieza dental, se forma un coágulo sanguíneo en el alvéolo. Ese coágulo hace que tanto el hueco dejado por el diente, el hueso y las terminaciones nerviosas, estén protegidas y se curen. Existen dos tipos de alveolitis:

-La seca, que ocurre cuando ese coágulo no se forma, quedando la zona desprotegida y expuesta a que se infiltre cualquier bacteria, produciendo una inflamación y dolor en la zona.

-La húmeda, que ocurre cuando aparece una infección en el coágulo y alvéolo. Se puede observar una apariencia sangrante y oscura.

 

A continuación, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), te vamos a contar los síntomas que tiene la alveolitis.

Es evidente que, tras realizarse cualquier intervención dental, sea cual sea, se pueda sentir alguna molestia, que con algunos medicamentos, suelen desaparecer. Si no pasara esto, entonces puede ser que estés sufriendo la alveolitis dental.

Los síntomas que padecerás son:

  • Dolor intenso, que incluso aumentará con el paso de los días. Esto ocurrirá en la zona extraída y puede que se extienda al lateral de la cara, oídos y la sien.
  • Mal aliento y mal sabor en la boca.
  • Pérdida del coágulo de sangre y podrías ver hasta el hueso.
  • Aparición de fiebre y los ganglios inflamados.

Si notas estos síntomas, acude a CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), para poder tratarla.

Lo primero que haremos, será limpiar la zona del alvéolo y desinfectarla. Después, taparemos el alvéolo con un gel de clorhexidina. Y además, aconsejarte algún enjuague bucal y te recetaríamos algún antibiótico y/o analgésico.

Si todo va bien, en poco más de 24 horas, debe desaparecer.

 

Por tanto, si aprecias estos síntomas, no lo dudes y pídenos cita en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), para ponerle solución lo antes posible.

Consigue tu mejor sonrisa para este verano.

Con el verano recién estrenado, en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te decimos que todavía estás a tiempo de lucir una bonita sonrisa durante esta época del año. Es fácil pensar que, al tener que llevar mascarilla de forma continuada para evitar contagios, no haya que preocuparte por tu boca, pero eso no tiene por qué ser así, a todos nos gusta presumir de nuestra mejor sonrisa, sea en las condiciones que sea.

 

Por eso, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), te aconsejamos que el verano es la temporada perfecta para dedicarle tiempo y poder llevar a cabo determinados tratamientos de estética dental, con el objetivo de solucionar problemas de oscurecimiento dental, su desgaste o incluso alguna fractura.

Así que, tras un estudio personalizado, decidiremos el tratamiento más adecuado para ti y te mostraremos cuál puede ser el resultado final. Verás como no te va a costar tanto decidirte a ponerte en nuestras manos.

Son diferentes los tratamientos que en CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) podemos hacerte.

Para un cambio tanto de color como de tono en tus dientes, el tratamiento ideal, sería el blanqueamiento dental. Realizándolo, se podrá reducir varios tonos del esmalte con unas pocas sesiones, obteniendo así, que tus dientes sean más blancos y brillantes. Su proceso es sencillo e indoloro, puesto que se realiza usando luz LED, que, combinado con la aplicación de un gel blanqueador, resultará totalmente efectivo. Además, es compatible con el uso de férulas, que todo paciente, puede hacerlo desde su domicilio. Desde luego que todo lo que utilizamos es de máxima calidad y no perjudicará el esmalte.

Ahora bien, si lo que se pretende es eliminar manchas o mejorar los espacios interdentales, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), aplicaremos las carillas dentales.

Este tratamiento se utiliza en la odontología estética y que consta de una capa de porcelana o composite, que se adhiere a la parte visible de un diente, protegiendo la superficie y a su vez, mejora la estética de tu sonrisa.

Los beneficios de las carillas dentales son varios:

-Son fuertes y muy duraderas.

-Proporciona una apariencia en el aspecto muy natural.

  • Apenas hay que eliminar una parte del esmalte dental e incluso, a veces nada.
  • Son resistentes a las manchas.
  • Se puede elegir un color más blanco que el natural de tus dientes.
  • Son bien toleradas por el tejido de las encías.

En el supuesto de que haya que reparar, reconstruir o preparar el diente para insertarle una funda, aquí procederemos al alargamiento de corona.

Este tratamiento requiere de una pequeña intervención quirúrgica en el contorno de las encías. Se hace con anestesia local y se realizan varias incisiones, hasta conseguir acceder a la raíz, proceder a la reparación del diente y poder colocar una corona en el caso que fuese necesario.

Como puedes ver, nunca es tarde para conseguir esa sonrisa perfecta. Para eso, ven a CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) y lucirás tu mejor sonrisa este verano.

Las comidas y bebidas que ensucian tus dientes.

A todos nos gusta tener unos dientes blancos y relucientes, porque además de ser un síntoma de buena higiene, estéticamente queda muy bien tener una sonrisa perfecta. Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), sabemos que muchas veces, nuestros pacientes se obsesionan en conseguir una dentadura blanca, usando cualquier tipo de productos y cuidados, sin darse cuenta, que la mayoría de veces, sus manchas y su decoloración, se debe a los tipos de alimentos y bebidas que suelen formar parte de su rutina diaria.

 

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM te explicamos que existen dos tipos de manchas en los dientes, que sería importante resaltar. Están las manchas intrínsecas, que son aquellas que se originan en las capas más internas de los dientes y que además se asocian a ciertos tratamientos o al consumo de medicamentos, y están las manchas extrínsecas, que son las que se originan en la capa del esmalte y su causa es la ingesta de ciertos alimentos y algunos hábitos.

Una vez que sabemos esto, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), te recomendamos, que reduzcas en la medida de lo posible, el consumo de determinadas comidas y bebidas, para así, evitar que se amarillen tus dientes, se manchen y se produzcan caries en el esmalte.

Toma buena nota de los alimentos más perjudiciales, que te van a impedir tener unos dientes blancos.

 

-CAFÉ: En CENTRO ODONTOLÓGICO STM sabemos que esta bebida, que se toma como mínimo una vez al día, es una de las que más daño produce en la coloración de los dientes, por su alta concentración en cromógenos, (bacterias que producen materias colorantes).

-TÉ: Por desgracia, también provoca un oscurecimiento en los dientes, por los taninos (sustancia que tiñen los dientes), por lo que es mejor evitarlo. Se puede optar por tomar infusiones tradicionales, que contengan té verde o blanco.

-VINO: Sobre todo el tinto, aunque el blanco, también. Esta bebida, es ácida y contiene taninos y cromógenos. Así que su consumo frecuente, tintará tu esmalte de forma permanente.

-BEBIDAS ENERGÉTICAS: Por su alta acidez, si se toma frecuentemente, se erosionará el esmalte.

-REFRESCOS GASEOSOS: Estas bebidas, tienen de todo para manchar tus dientes, son ácidas, azucaradas y con mucho colorante. Así que lo mejor sería no tomar ni gota.

-DULCES: Además de que provocan caries, también alteran el tono dental, por su gran contenido en azúcares.

-SALSAS: Determinadas salsas como, por ejemplo, la de tomate, el curry, la soja, el vinagre balsámico, son malas por su alto contenido en agentes decolorantes.

-FRUTAS Y VERDURAS: Aunque los beneficios de la fruta son muchos, las que tienen un color intenso, como los arándanos, moras, cerezas y la remolacha, tienen un potente pigmento que se adhiere al diente y lo mancha. Además, las frutas con alto nivel de acidez, como los cítricos, también dañan los dientes.

 

Así que, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), no te vamos a prohibir ningún alimento, solo te aconsejamos, moderar su consumo, coger el hábito de lavarte los dientes, justo después de tomarlos, porque sino, la única forma de tener una buena sonrisa, será sometiéndote a un blanqueamiento dental. Visítanos y te aconsejaremos.

 

 

Todo sobre el sarro dental.

Son muchos los pacientes que vienen a nuestra consulta, alarmados por la aparición de unas manchas amarillentas entre los dientes, que cuando las tocan con la lengua, notan que es rasposo y que, aunque se cepillan mucho, no se les va.

Entonces, desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), les explicamos que se trata de sarro.

Para quien no sepa lo que es o se le esté empezando a manifestar, vamos a intentar aclarar, lo que es el sarro, cómo se forma y los tipos que hay.

 

Empezamos explicando que el sarro, es la calcificación de la placa bacteriana o placa dental. Si esta placa, no se consigue eliminar correctamente, cuando se mezcla con la saliva y los restos alimenticios de nuestra boca, se endurece, se cierran espacios entre los dientes y comienza a oscurecer, pasando del color blanco al amarillento, y del amarillento al marrón.

Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te decimos que cuando no se elimina a tiempo, se produce una mineralización de la placa, que, con el cepillado normal, ya no es suficiente para que desaparezca, porque se vuelve duro y se pega al diente.

 

Tenemos que distinguir entre dos tipos de sarro, que va a depender de la localización en la que se produzca:

  • Está el sarro subgingival o infragingival, que es cuando está por debajo de la encía. Este no es fácil de detectar, porque no se ve a simple vista, lo que conlleva un riesgo para la salud de la boca.
  • Y el sarro supragingival, que es cuando está por encima de la encía. Este es más fácil de ver a primera vista.

 

Ahora bien, ¿cuál es el proceso de formación del sarro? Desde CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid) te las enumeramos a continuación.

  1. Las bacterias, se acumulan alrededor del diente, inflamando el tejido que rodea al diente.
  2. Cuando estas bacterias, permanecen mucho tiempo en los dientes, se crea la placa bacteriana, que se endurece y se forma el sarro.
  3. El sarro, se extiende por debajo de las encías, dificultando la limpieza de los dientes, con el cepillado normal.
  4. El sarro, al ser pegajoso, absorbe las manchas de los alimentos y tabaco, propiciando que las bacterias se peguen a los dientes y a su vez, cambiándoles el color a un tono amarillento y marrón.

 

En CENTRO ODONTOLÓGICO STM, te decimos que la única forma que hay de eliminar el sarro, es a través de un tratamiento que solo los profesionales podemos realizar, que consiste en una limpieza bucal. Una vez, realizada esta limpieza, deberás seguir unos sencillos consejos, para evitar su aparición.

-Lavarse los dientes, mínimo tres veces al día o después de cada comida.

-Usar cepillos interdentales o hilo dental, para eliminar los restos de entre los dientes, que es donde el cepillo no llega.

-Utilizar pasta y colutorios con flúor, que evitan que la placa se endurezca y que se forme el sarro.

-Evitar todo lo posible, las comidas dulces, zumos y refrescos. Para que el azúcar de estos productos, no permanezcan en la boca.

No dudes en acudir a nuestro CENTRO ODONTOLÓGICO STM en Brunete (Madrid), si ves que el sarro, está empezando a formarse en tu boca y le pondremos remedio.